El arte de la Poda

Es el arte de remover partes de la planta (tronco, ramas, hojas, flores y frutos) con el fin de:
incrementar la producción, mejorar la calidad del fruto, facilitar labores culturales, mejorar el manejo de plagas y enfermedades, incrementar la vida útil de las plantas y aumentar la densidad de siembra.

Algunos tipos de podas:

  • Poda de estructura
  • Poda de formación
  • Poda de producción y fitosanitaria

PODA DE ESTRUCTURA
Es la primera poda a realizar, una vez el árbol haya prendido en el trasplante.

Consiste en cortar la rama principal, debajo del entrenudo, a una altura aproxima de 60 cm, en terreno plano y hasta 1 metro en ladera.

PODAS DE FORMACIÓN

Una vez realizada la poda de estructura, se llevaran a cabo las podas de formación, tantas como lo amerite el desarrollo del cultivo hasta la entrada en producción.

El corte se debe realizar en ángulo y bisel y debajo del entrenudo.

PODAS DE PRODUCCIÓN Y SANITARIA

Esta poda se realiza una vez terminada la labor de la cosecha, para eliminar chupones, raquis florales secos, algunos frutos quedados, detener la dominancia apical y aclareo de la copa del árbol.

Para obtener una masa foliar fuerte y bien repartida  que será la base de nuestra próxima cosecha.

La#poda anual es indispensable para mantener la productividad, sanidad, calidad y vigorosidad de la plantación.

Cómo mejorar producción de aguacate

Recientemente, se realizó una investigación denominada “Absorción vegetativa de nutrimientos de aguacate Hass en la Zona de los Santos, Costa Rica”, para conocer la cantidad fertilizante que se le debe aplicar a una planta de esta fruta para que su producción sea óptima.

El proyecto financiado por la Fundación para el Fomento y Promoción de la Investigación y Transferencia de Tecnología Agropecuaria de Costa Rica (Fittacori) estuvo a cargo de Ruth Rodríguez, especialista en suelos de la Universidad Nacional (UNA).

“Este proyecto consistía en conocer cuál era la cantidad de nutrientes que tenía la planta de aguacate y así saber cuánto hay que aplicarle de fertilizante para que las producciones que tenga sean las óptimas. Se hizo muestra de suelo, de hojas, ramas y se sacaron todos los nutrientes”, mencionó Omar Somarribas, coordinador del Programa de Investigación y Transferencia y Tecnología Agropecuaria (Fitta), del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG).

Agregó que, con este trabajo, se le podrá decir al agricultor qué debe aplicar para lograr una producción buena de aguacates.

Somarribas indicó aquellas recomendaciones que arrojó el trabajo de Rodríguez era para plantaciones de 12 años de edad.

“Las recomendaciones para árboles de 12 años de edad, sembrados a una densidad de 156 árboles por hectárea, en cuanto a nitrógeno son de 130 kilogramos/hectárea, de fósforo (P2O5) 26 kg/ ha y de potasio  (K2O) 117 Kg/ha. Además, de calcio (CaO) 56 kg/ha y magnesio (MgO) 14 kg/ha, para asegurar una producción de 10 toneladas por hectárea, pero estos resultados serán validados en un segundo proyecto de investigación”, detalló.

Según Somarribas, la segunda etapa será validar la información de la investigación en una finca experimental, para saber si se puede aplicar más o menos, o bien mantener los datos que Rodríguez brindó.

¿Qué es la polinización cruzada?

La polinización cruzada ocurre cuando el polen es transferido de las anteras de un hacia el estigma de flores que se encuentran en árboles diferentes y alejados uno de otro. Los vectores que transportan el polen son principalmente insectos, los cuales llevan a cabo una función clave en la reproducción y aumento en la variabilidad genética de los aguacates subtropicales, ya que sólo a través de la polinización cruzada se produce una cantidad considerable de frutos. Por el contrario, en los cultivos tropicales se ha comprobado que la autogamia es suficiente para generar una alta productividad de frutos. La polinización cruzada es crucial cuando no se observa el traslape de la etapas sexuales en plantas de la misma zona y cuando la autogamia no es efectiva para producir frutos.

Menos del 1% de las flores exitosamente polinizadas llegan a formar un fruto, debido a la pérdida masiva de las mismas y de frutos en desarrollo que ocurre a lo largo de la temporada de floración. Una de las posibles explicaciones a la baja proporción de frutos resultantes con respecto al número de flores producidas es la limitación de los recursos disponibles asignados a la formación del fruto.

Aunque son necesarios estudios que involucren a poblaciones silvestres de Persea americana, existen reportes de que las especies del Subgénero Persea (al que pertenece el aguacate) son interfértiles, es decir pueden producir frutos cuando son polinizadas con polen correspondiente a otras especies. Lo anterior plantea aspectos relevantes para el caos de Mesoamérica, donde habitan hasta 4 especies del  Subgénero Persea y, al menos en pricincipio, existe la posibilidad de hibridización entre Persea americana y parientes silvestres de ésta planta.

Entre los órdenes de insectos que tienen actividad asociada con las flores del aguacate, se mencionan Hymenoptera, Diptera, Coleoptera, Neuroptera y Thysanoptera. En los cultivos la aplicación frecuente de insecticidas disminuye la riqueza y  densidad de las especies visitantes y polinizadoras, lo cual podría repercutir en las tasas de visita y la efectividad de la polinización. Los polinizadores efectivos del aguacate incluyen a Apis mellifera, abejas silvestres (Apidae: Meliponinae), algunas especies de Bombus (Apidae: Bombinae), la avispa colectora de néctar Brachygastra mellifica (Vespidae) y la mosca Chrysoma megacephala (Calliphoridae).

Sin duda alguna, y debido a la estrategia de forrajeo y a las características
anatómicas, los himenópteros son los insectos más importantes como polinizadores del
aguacate.

5 de las mejores técnicas de inducción floral

La inducción floral es una de las técnicas importantes a considerar en el sistema productivo del aguacate Hass, debido a se requiere tener producciones concentradas para poder ofertar volúmenes en épocas del año y no bajas producciones que encarecen el proceso de comercialización especialmente el internacional.

A continuación se mostrarán las 5 técnicas que más resultados han presentado en la región, de acuerdo con las características agro climáticas de la región, aquellas que se puedan adoptar previo otros estudios pertinentes.

  • INDUCCIÓN FLORAL POR LA TECNICA DEL ANILLADO

Una de las tradiciones que utilizaban los agricultores era realizar heridas al tallo de la planta con un machete en época de semana santa con el fin de que el árbol tuviera una mayor producción, obteniendo buenos resultados, sin tener conocimiento porque razón ocurría este hecho. Al realizar esta práctica se generaban buenas cosechas y daban indicios de la posibilidad de programar las cosechas.

Recientemente, en trabajos realizados en cultivos tecnificados durante varios años y en diferentes zonas productoras del país, se ha logrado establecer que el anillado, en las condiciones tropicales, incrementa la productividad de los árboles que son sometidos a la labor. Esto se da no solo por el aumento de la producción en kilogramos de frutas por unidad, sino por el ingreso extra que puede percibirse, al tener la posibilidad de programar las cosechas para las épocas de mayor precio de venta. Para aguacate Hass, un anillo de 1cm de ancho hecho en una rama, se cierra en 5-7 semanas; esta presenta inicio de floración 8-10 semanas después de haberse anillado; y dependiendo de la altitud sobre el nivel del mar (altitud, tiempo), presentaría cosecha a las 34-50 semanas luego de la floración.

  • TÉCNICA DE LA PODA

La poda como técnica de inducción floral, se realiza de acuerdo con la longitud de las ramillas, al presentar el mayor número de yemas inducidas, en los cortes donde se deja de 30 a 40 centímetros de ramilla. Principalmente la poda realizada en el árbol, busca obtener producciones tempranas y sostenidas en el tiempo, igualmente formar una arquitectura adecuada, facilitar las labores de manejo.

Hoy en día el manejo de poda ha sido reducido a una sola poda al año. La experiencia nos muestra que varias podas en la temporada inducen crecimiento excesivo de las plantas en épocas en las que este no busca (inducción floral), lo que puede redundar en una falta de flores.

  • INDUCCIÓN FLORAL CON PRODUCTOS HORMONALES

Durante varias décadas se han desarrollado numerosos estudios para revelar el papel de cada fitohormona, cuyas funciones incluyen una variedad muy amplia de procesos fisiológicos. Se ha dilucidado el rol de las auxinas en procesos de crecimiento, floración, dominancia apical, crecimiento celular de los meristemos y formación de  raíces en estaca leñosas; las giberelinas participan en la germinación de semillas e inducen la formación de flores y frutos; por su parte, las citoquininas retardan la caída de la hoja y el envejecimiento e inducen la diferenciación celular y la formación de nuevos tejidos; mientras que el ácido abscísico es responsable del cierre de estomas cuando hay déficit hídrico o inhibe el crecimiento vegetal en momentos de crisis, produciendo una especie de letargo; y por último, el etileno, facilita la maduración de los frutos, la degradación de la clorofila y la posterior caída de las hojas.

Recientemente, se ha encontrado que el ABA afecta las respuestas vegetales frente a patógenos, mediante la promoción de resistencias que van desde impedir la entrada al patógeno por vía estomática, hasta incrementar la susceptibilidad interfiriendo con las respuestas de defensa del sistema inmune vegetal en el que pueden interrelacionarse otras hormonas.

  • INDUCCIÓN FLORAL POR FERTILIZACIÓN

La fertilización también tiene una gran importancia en la inducción floral y en general en la producción, según la empresa, Fertilizantes Olmeca y SQM Nitratos, considera dos elementos mayores de vital importancia como es el nitrógeno y el potasio, relacionados con la inducción floral, la fructificación y la calidad de la fruta.

Los niveles de nitrógeno (N), fósforo (P), potasio (K) y calcio (Ca) varían en la planta según la producción, cuando esta es elevada los niveles de N son bajos, a causa de la extracción del fruto, la reserva se disminuye por lo que conlleva a que en el año de  menor producción la concentración de N amoniacal en la hoja es alto. Por lo tanto el manejo del agua y nutrientes debe orientarse a reducir el crecimiento del flujo vegetativo, para aumentar el cuajado y crecimiento de los frutos.

El uso de boro (B) y de nitrógeno (N), se ha empleado como fertilizante foliar, con el objetivo de incrementar el cuajado de fruto. En cultivares de aguacate Hass, en Nueva Zelanda con una sola aplicación de B y/o N, permitió alcanzar una concentración ideal en  inflorescencias entre 50-65 ppm  para incrementar el cuajado del fruto. Existen evidencias que el B es esencial para lagerminación del polen, desarrollo del tubo polínico a través del estigma, estilo y ovario hasta alcanzar el óvulo y para las divisiones mitóticas necesarias para producir el esperma.

  • INDUCCIÓN FLORAL POR CAMBIOS DE TEMPERATURA

La temperatura es uno de los factores principales del cambio de la fase vegetativa a la reproductiva. Los cultivares de aguacate subtropicales pueden sólo producir yemas florales si se mantienen bajo un régimen de temperaturas frías. Para el cultivar ´Hass`, el régimen 23ºC/18ºC (día/noche) es el punto crítico cercano para la floración. Después de la inducción floral, el desarrollo de las yemas florales ocurre adecuadamente para temperaturas de 25ºC/20ºC.

La aplicación de esta técnica de acuerdo con las características de temperatura promedia alta de 25,2 ºC y una promedia baja de 13,5ºC, en la zona cafetera , se tiene una expresada por Romero, 2012, describe resultados obtenidos en pruebas en la relación frío-calor, al encontrar que el aguacate Hass en cámara de crecimiento con tratamientos de baja temperatura (10 °C día/7 °C noche) causaron la iniciación floral y alta temperatura (25/20 °C) detuvieron el proceso de floración retardando la cosecha.

 

 

 

Manejo Agronómico del Aguacate

Viveros

Existe la opción de realizar viveros propios para lo cual tendrá que preparar los porta injertos con semillas de árboles criollos con buen desarrollo, buena producción y resistencia a plagas, enfermedades, sequía y otros factores adversos. Procediendo a realizar el semillero en tablones o directamente en bolsas de polietileno de 9 x 12” las
cuales se colocan en hileras de tres a 4 filas. Para lograr un buen desarrollo de los patrones se debe procurar un buen cuidado, riegos, fertilización y control de plagas y enfermedades.

Propagación

La propagación por injerto es el método más apropiado para reproducir las variedades seleccionadas de cultivo comercial, ya que los árboles injertados son uniformes en cuanto a la calidad, forma y tamaño de la fruta. Las semillasdeben provenir de frutas sanas, de buen tamaño, cosechadas directamente del árbol. Su viabilidad dura hasta tres semanas después de extraída de la fruta. La semilla se lava con agua limpia y se expone al sol durante una hora, removiéndola cada quince minutos, esto facilita el desprendimiento de la testa. Es necesario someter la semilla a tratamiento con fungicida para disminuir la incidencia de enfermedades.Es recomendable cortar la parte angosta de la semilla, en un tramo de una cuarta parte del largo total, para ayudar así a la germinación y para hacer una primera selección, ya que el corte permite eliminar las semillas que no presenten el color natural blanco amarillento, debido a podredumbre lesiones o cualquier otro daño. Inmediatamente después se siembran en las bolsas colocándolas de modo que la parte cortada quede hacia arriba. Las msemillas empiezan a brotar aproximadamente treinta días después de sembradas.

Injerto

El injerto se realiza cuando el tallo de la planta patrón tiene aproximadamente 1 centímetro de diámetro, el cual se alcanza entre los 4-6 meses después de la siembra. La altura a que debe injertarse es a 20-30 centímetros de la base. Injertar en un lugar fresco y aireado para lograr una buena unión vascular entre el patrón y el injerto. El método más difundido para injertar el aguacate es el de púa o enchapado lateral Las varetas a injertar deberán presentar de 3 a 4 yemas bien formadas y provenir de árboles seleccionados y representativos de la variedad escogida,  Una vez que el injerto ha pegado, entre los veintidós y treinta días después de realizado, se empieza a eliminar la parte superior del patrón. Esto se va haciendo paulatinamente hasta llegar al injerto. Cuando el injerto tiene entre 20 y 25 cm de alto se puede trasplantar al campo definitivo, siempre y cuando el corte haya sido cubierto por el callo del injerto. Los arbolitos están listos para el trasplante en la plantación entre los cuatro y seis meses después de que fue injertado.

Preparación del terreno:

Para monocultivo el terreno debe estar totalmente limpio de piedras, árboles, troncos raíces y malezas. Para asocio con café deben eliminarse las malezas existentes en la época de siembra. Distanciamiento de siembra: los distanciamientos de siembra varían de 7X7 Metros hasta 12×12 metros, según una serie de factores tales como el clima, la variedad, tipo de patrón, topografía y de los recursos técnico-económicos disponibles. El trazo puede hacerse con distintos marcos de siembra como: cuadrado, rectangular, tresbolillo y quincunce. En asocio con café el sistema más apropiado
de siembra es en cuadro.

Ahoyado: debe hacerse uno o dos meses previos a la siembra, con el objeto de que pueda meteorizarse (desinfectarse) la tierra extraída, Los hoyos deberán haber recibido suficiente humedad al momento de la siembra, el tamaño recomendado del hoyo es de 60x60x60 centímetros, es aconsejable rellenar el hoyo con una mezcla de tierra superficial (flor de tierra o tierra negra), materia orgánica (estiércol totalmente descompuesto) y arena en una proporción de 2:1:1, tratando de hacer
un macetero.

Siembra: La mejor época para efectuar la siembra es al inicio del período lluvioso, cuando las plantaciones cuentan con sistemas de riego puede plantarse en cualquier época del año. Una vez colocado el pilón, compactar adecuadamente la mezcla para no dejar cámaras de aire, cuidando de no enterrar las plantas más allá del nudo vital.

Diseño paso a paso de un sistema de riego por goteo en una parcela real

Proyectar un sistema de riego localizado y que además funcione correctamente es ante todo una labor compleja, propia de ingenieros agrícolas y agrónomos. No obstante, en el siguiente artículo vamos a dar todas las pautas, para que al final de este texto, que constará de varias partes, el lector sea capaz de proyectar un sistema de riego por goteo sencillo pero con todos sus componentes.

El ejemplo con el que vamos a ilustrar el tema es un proyecto real de transformación de regadío llevada a cabo en una explotación de cítricos en la provincia de Valencia. Los cálculos se han simplificado al máximo para facilitar la comprensión del caso.

A la hora de dimensionar un sistema de riego localizado se distinguen dos fases:

– Diseño agronómico, que basándose en factores de producción vegetal (clima, suelo, planta,…) permitirá conocer el caudal de agua necesario para cubrir las necesidades hídricas del cultivo.

– Diseño hidráulico, que garantice una óptima distribución del caudal arriba determinado, mediante un dimensionado óptimo de la red de riego y de los elementos que la componen.

DISEÑO AGRONÓMICO

– Determinación de las necesidades hídricas

La planta solo utiliza una pequeña parte del agua disponible en sus procesos metabólicos, el resto se pierde por la transpiración del propio vegetal y por evaporación en el suelo, fenómeno conocido como evapotranspiración del cultivo (ETc).La cantidad de agua a aportar deberá ser igual a la ETc para así compensar dichas pérdidas.

ETes la evapotranspiración de referencia, dato que se puede obtener de las estaciones meteorológicas más cercanas de cada provincia. Para el caso de Valencia los datos se obtienen de http://riegos.ivia.es/datos-meteorologicos. Para el cálculo del riego debemos asegurarnos de que nuestro sistema podrá satisfacer las necesidades del cultivo en las condiciones más desfavorables, en este caso el mes de julio (Et0 máxima y precipitaciones mínimas). El valor es 155,47 mm.

Kc es un coeficiente propio de cada cultivo, dato que se puede consultar en multitud referencias, una de ellas es FAO. según sus tablas para el naranjo hemos tomado un valor de 0,65. En algunos cultivos, por ejemplo árboles frutales, la Kc varía en función de la época del año. Los cítricos al ser de hoja perenne mantienen su Kc durante todo el año, aunque se aplican diferencias en cuanto a cobertura de la parte aérea. De manera que:

ETc= Etx Kc;

ETc= 155,47 x 0,65= 101,05 mm mensuales

– Cálculo de las necesidades de riego

Para obtener las necesidades netas de riego (Nn), a este resultado deben restarse las ganancias por lluvias o precipitación efectiva (Pef), aunque en esta zona y por la época del año, suele ser un valor despreciable y no se tiene en cuenta. Por lo tanto :

Nn= ETc

Ningún sistema de riego es perfecto, por lo que el anterior valor se multiplica por la eficiencia de riego (Ea) del sistema empleado para obtener las necesidades brutas (Nb) de riego. Se considera una Ea del 90% en riego por goteo (y del 75% en aspersión).

Nb= Nn x Ea;

Nb= (101,05 / 0,90) x 100= 112,27 mm

Ahora dividimos 112,27 entre 30 días y obtenemos las necesidades diarias: 3,74 mm

3,74 x 6 x 4 (marco de plantación)= 89,76 L / planta y día

– Frecuencia y tiempo de riego

Una de las ventajas del riego por goteo es el ahorro de agua, precisamente porque no es necesario mojar todo el terreno como ocurre en el riego por inundación. El área a mojar equivale al marco de plantación, sabiendo que en cítricos se recomienda mojar el 30-50% del suelo. El área mojada por el gotero varía según el caudal del mismo, y de la textura del suelo. El caudal de los goteros va a ser 4 L/h (a menor caudal, mayor obstrucción), y la superficie aproximada que moja un gotero es de aproximadamente un diámetro de 1,25 m, aunque este dato varía en función de la textura del suelo. Para evitar cálculos vamos a servirnos de las tablas de la normativa de producción integrada, diseñadas para tal efecto.

Nuestro suelo es de textura media, un suelo franco, y la plantación tiene una edad media de 12 años, con lo que emplearemos 6 goteros por árbol. Recordemos que dimensionaremos el sistema para satisfacer las necesidades del cultivo en la época más desfavorable, el mes de julio, que según la segunda tabla nos da una frecuencia de riego diaria.

Número de emisores por árbol en riego por goteo.

Tipo de suelo
Edad del arbol Arcilloso Franco Arenoso Gravoso
1 – 2 1 1 1 – 2 2
3 – 4 1 2 2 – 4 4
5 – 6 2 4 4 – 6 6
7 – 8 2 – 4 4 – 6 6 – 8 8
>8 4 6 8 8 – 12

Frecuencia de riego recomendados en sistemas localizados.

Tipo de suelo
Epoca Arcilloso Franco Arenoso Gravoso
PRIMAVERA G- 2   V.P.S. G- 3   V.P.S. G-   DIARIO G- 1-2   V.P.D.
VERANO G- 3   V.P.S. G-   DIARIO G-   DIARIO G- 2-3   V.P.D.
OTOÑO G- 2   V.P.S. G- 3   V.P.S. G-   DIARIO G- 1-2   V.P.D.

V.P.S. – VECES POR SEMANA
V.P.D. – VECES POR DÍA
G – SISTEMA DE RIEGO POR GOTEO
MA – SISTEMA DE RIEGO POR MICROASPERSIÓN

¿Pero cuanto tiempo hay que regar al día? Para ello debemos saber que cada árbol constará de 6 goteros, de 4 L/h, los cuales van a aportar un total 24 L/h. De aquí obtenemos que:

Tiempo de riego (t) = 89,76 L planta y día / 24 L/h = 3,74 horas al día

– Calculo del caudal

Finalmente, calculamos el caudal necesario para abastecer nuestra superficie de cítrícos (1,5 Ha), multiplicando las necesidades por planta por el número de árboles, que por el marco de plantaciónsabemos que son 625 (15.000 m2/ 6×4):

89,76 L planta y día x 625 árboles= 56100 L/día para las 1,5 Ha

Estos datos nos van a servir como punto de partida a la hora de dimensionar todos los componentes de la instalación en la segunda parte del proyecto; el diseño hidráulico.